Dieta Bioestimulativa:

la dieta que ataca a la grasa localizada.


Dieta BioestimulativaLa dieta Bioestimulativa consiste en la combinación de una dieta capaz de quemar nuestra grasa acumulada a lo largo de los años y su posterior eliminación mediante un láser altamente eficaz en esta materia.
La quema de grasas se produce mediante productos compuestos de proteínas de alto valor biológico (son proteínas de muy alta calidad cuya composición ha sido especialmente diseñada para las necesidades del ser humano) que tienen una baja cantidad de grasas y azúcares (responsables del alto índice de sobrepeso y obesidad que reina en los países desarrollados hoy en día). Estos productos -de origen 100% natural ya que la fuente de estas proteínas son el huevo, el guisante, la soja y la leche-generan en nuestro organismo un estado de leve cetosis. Esto es la presencia de cuerpos cetónicos en nuestra sangre que resultan precisamente de la grasa que vamos quemando a lo largo de la dieta. Por otro lado, este aporte de proteínas nos ayuda a desarrollar nuestra masa muscular. Esto es fundamental para que nuestro cuerpo queme energía a un buen ritmo. Desde un punto de vista estético, la silueta de nuestro cuerpo se verá muy mejorada.

El otro punto importante a tener en cuenta es la eliminación de esa grasa (una vez destruida, ¡hay que eliminarla!). Para ello la dieta Bioestimulativa cuenta con un láser lipolítico capaz de eliminar no sólo la grasa quemada por la propia dieta sino, en aquellos lugares donde la grasa se ha acumulado y no se consigue quemar,  focalizar la actividad del láser en estos puntos. De esta forma no habrá zona del cuerpo que se libre de esa acumulación de grasa tan dañina para la salud y nuestra imagen.

Sin embargo, todos sabemos de la importancia de una alimentación equilibrada: es importante bajar de peso, pero lo es más si cabe mantenerlo. A lo largo de las diferentes fases de la dieta Bioestimulativa, nuestro doctor nos ayudará y nos inculcará toda una serie de consejos y buenos hábitos alimentarios que deberemos incorporar a nuestro comportamiento diario para mantener esa salud que hemos ido ganando progresivamente.

 

EN POCAS PALABRAS…

La evolución en el tratamiento consiste en la sustitución de las comidas tradicionales por Productos Proteicos Pro-Line, a medida que se va avanzando en el tratamiento la tendencia es ir retirando los productos para dar paso a los alimentos tradicionales más aptos y saludables para mantener el peso y disfrutar de una excelente condición de salud. Durante las primeras fases del tratamiento y hasta que el médico lo indique es preciso la toma de Complementos Alimenticios Pro-Line que suplirán las carencias en vitaminas y minerales originadas por el tratamiento.

 

PARA SABER UN POCO MÁS….

Objetivo del tratamiento: La pérdida de peso
Estrategia: Mantener la masa muscular de nuestro cuerpo (ya que de otro modo recuperaríamos peso al final del tratamiento) y obtener la energía que necesitamos cada día utilizando la grasa almacenada en nuestro propio organismo y causa principal de ese sobrepeso u obesidad.

Cómo lo conseguimos: Gracias a la Dieta Proteica Pro-Line y a la composición de los Productos Proteicos Pro-Line que por un lado aportan la cantidad de proteínas necesarias para conservar la masa muscular y por otro lado son muy reducidos en glúcidos (azúcares) y lípidos (grasas), esto permite que nuestro organismo al no recibir otros alimentos que nos proporcionan cantidades elevadas de glúcidos o lípidos, tenga que utilizar la energía almacenada en forma de grasa y asi se produce la reducción de peso (quemando nuestras propias reservas de grasa).

EL TRATAMIENTO Y LA CETOSIS

Es importante saber que la efectividad de nuestros productos va asociada a un protocolo médico, La Dieta Proteica (dp) Pro-Line, que propone de que manera han de incluirse los productos en la Dieta.
Por ejemplo: En las primeras fases del tratamiento prácticamente solo consumimos productos proteicos, lo cual provoca por parte de nuestro organismo acabar con las reservas de glucógeno (azúcares) lo cual a su vez permite que el organismo entre en CETOSIS, es decir que en lugar de utilizar como fuente de energía los azúcares procedentes de la dieta tradicional, el organismo tiene que utilizar su propia fuente de energía: las grasas almacenadas.
El estado de CETOSIS siempre tiene que estar supervisado por un médico.
Las consecuencias o efectos secundarios de la CETOSIS en nuestro organismo son varias pero es conveniente saber que no siempre se producen.
Reducción de la sensación de apetito
Los cuerpos cetónicos producen un efecto estimulante en nuestro organismo
Mareos, cefaleas y migrañas en los primeros días (Consultar con el medico la toma de un analgésico)
Halitosis en los primeros días (Consultar con el médico el uso de un spray bucal)

tramiento dieta

LOS PRIMEROS DÍAS DEL TRATAMIENTO…

Si seguimos todas las indicaciones de nuestro médico lo más normal es que a partir del tercer día (puede ocurrir antes) entremos en el estado de CETOSIS. Una vez el organismo se ha quedado sin glucógeno comienza a utilizar la grasa como combustible, puede ser la grasa almacenada en nuestro organismo (causa del sobrepeso u obesidad) pero también puede ser de la grasa que consumamos esos días, por eso es importante ajustarse a las indicaciones del médico y de las Fichas de Fase para no consumir más grasas que las señaladas en los protocolos.
Cuando el organismo entra en cetosis lo más común es sentir durante un plazo máximo de 3 a 4 días (normalmente menos) una sensación de debilidad, mareo cefaleas, tales efectos derivados de la entrada en cetosis son normales y se pueden paliar con la consecución del tratamiento y al mismo tiempo consultar con su médico la toma de un analgésico. Es importante beber agua en abundancia para la eliminación por parte de la orina de los cuerpos cetónicos, causantes del mal aliento y los dolores de cabeza.
A los pocos días de la entrada en cetosis el cuerpo ya está asumiendo esta nueva vía metabólica y los efectos secundarios tienden a desaparecer en su totalidad (en caso contrario consulte con su médico) y pasamos a tener una sensación de psicoestimulación encontrándonos incluso más dinámicos que antes de comenzar el tratamiento. Por otro lado la cetosis produce la desaparición total o parcial de la sensación de apetito siendo esta una ventaja fundamental de las Dietas cetogénicas.
La tendencia sin duda es encontrarse en condiciones óptimas durante todo el tratamiento, además la suplementación a base de vitaminas y minerales durante todo el tratamiento garantiza que el estado de salud y anímico sea óptimo.


Siguenos en facebook Canal Youtube
Profesionales miembros de:    SECPRE     AEDN     SEME
Click aquí